lunes, 12 de septiembre de 2011

V Duatlon Cross de Alcorcón NOCTURNO

Joer, joer, joer, joer…

Menudo comienzo de temporada!
 

Primera competición y empiezo con un duatlón y encima nocturno. Me apunté gracias a un colega que me convenció y resulta que al final no pudo venir, así que primera y de triste, como digo yo. Más perdido que una aguja en un pajar. Pero que leches estaba haciendo allí???

Me vine el sábado por la tarde del pueblo directamente (100 Km) a casa, cogí la bici y al lio.

Aparco al lado de la salida, pero veo que todo el mundo está saliendo hacia otra dirección, que estará pasando?? Le pregunto a un chaval que está a lado y me dice que la gente se va a recoger el dorsal al polideportivo que está al otro lado de la carretera un poco más lejos. Cómo me dice que el va a ir en bici y va dejar el coche allí, le digo que si puedo ir con él que no se donde está el polideportivo.

Así que me uno a él y a su hermana y nos vamos en bici a por el dorsal, Javier y Yolanda, unos asiduos de los duatlones que me van indicando y aconsejando cosillas de este mundillo.

Me ayudan a dejar y colocar la bici en boxes, que menudo follón! La mía no entraba, tuve que hacerme sitio como puede para colgarla y dejé el casco encima, me llevé los guantes puestos.

Muchas gracias a los dos, de verdad!!

La salida estaba prevista a las 20:00 pero la retrasaron 15 minutos por problemas técnicos de no sé qué índole, por lo que decido dejar las gafas de sol en el coche y salir sin ellas, aunque todavía quedaba un poco de sol.

Salida a las 20:15, cinco minutos antes salieron las chicas.

Primera impresión que tuve fue que se montó una polvareda increíble con toda la gente corriendo, 400 corredores. Voy cogiendo ritmo rápido pero sin sufrir, que el circuito es exigente con un montón de pendientes y además luego había que coger la bici.

Primer tramo de carrera, 5 km, 4:18, 4:22, 4:29, 4:30 y 4:46

Termino bien, con fuerzas para coger la bici y ver cómo responden mis piernas.

Entro en boxes, me pongo el casco, enciendo las luces de la bici y salgo con ella arrastrándola. Salgo de boxes y ya me subo en ellas, me echo a un lado para no molestar a nadie y colocar bien los pies en los pedales.

Salgo bien, solo he tardado 1:16 en la primera transición de boxes que no sé si será mucho o poco, la verdad es que era una zona bastante estrecha, pero yo creo que lo hice lo más rápido posible, también es que iba sin ninguna presión y quería hacer las cosas bien.

Comienzo con la bici. Ya eran las 20:40 y la luz del sol se había perdido y casi era luna llena, pero a pesar de eso se veía un poco, así que empezaba mi aventura.

La gente no paraba de pasarme, pero yo a mi bola de tranqui intentando no caerme y sobre todo no tirar a nadie por un error mio.

Llego a la primera pendiente que no fui capaz de bajar con luz de día y yo solo, pero entre los nervios y que no se empezaba a ver nada, cuando me quiero dar cuenta ya estoy en el borde de bajada. No tengo tiempo ni de pensar ni de poner los pies en el suelo, así que por inercia me lanzo abajo derrapando con el freno echado…

Bien, no se me ha dado nada mal, por lo menos he podido bajar sin problemas, tampoco era para tanto.
Sigo el camino que se va haciendo más oscuro por momentos y con la polvareda que se estaba formando cada vez era peor. Era como conducir un día de niebla.

Voy intentando cambiar los platos y piñones según venía una cuesta o bajada, pero no hacía nada más que perder tiempo y energías. Las bajadas con el freno, porque entre que no veía los agujeros y que la bici se me iba por todos lados con los botes pase un poco de miedo, es verdad.

Consigo terminar la primera vuelta de 7 km con la bici y comienza de nuevo la segunda y ya no se ve nada de nada.

Me pregunto cómo será la bajada chunga del principio, si seré capaz de bajarla igual de bien que antes, pero bueno… voy poco a poco y sin presión.

Dejo el plato mediano puesto y con la mano derecha mentalizo, pulgar para las cuestas hasta que suba cómodo y el índice para las bajadas y punto!

No veo nada. Cuando me pasa alguno con unas luces decentes (había gente que llevaba unas luces como si fueran las de una moto, joer, así cualquiera!) intentaba seguirle lo que podía, pero cuando me quedaba solo era un problema.

Me imagina a Lucke Skywalker cuando escuchaba la voz de Obi Wan Kenobi en la estrella de muerte. Déjate llevar por la Fuerza!! Pues yo, lo mismo…por este árbol a la derecha o a la izquierda??? Por el medio no Rafa!!!!

En fin…

La segunda vuelta se me dio mejor con los cambio, incluso adelante a cuatro o cinco corredores lo que me hizo subir la moral, pidiendo paso por la derecha y por la izquierda je, je, je…

Por el camino encontré a mucha gente que se había caído y estaban siendo ayudado por los voluntarios, otros habían pinchado y se volvían, pero claro, solo los vi cuando estuve cerca de ellos.

En la segunda vuelta con la bici, en una de las bajadas me quede solo y no vi un agujero donde metí la rueda, tuve que poner el pie en el suelo y al pisar se me subió el gemelo, planté el otro pie y lo mismo. Tenía los dos gemelos como piedras, así que decidí masajearme un poco porque pensé que no iba a poder seguir con la carrera. Corrí a pie un poco con la bici para relajar los gemelos (más bien terminar de bajar la cuesta) y luego me subí de nuevo. Bien, procuré no forzar demasiado los gemelos durante un rato y vigilarlos hasta el final que ya quedaba poco.

Consigo llegar a boxes con un tiempo de bici de 59:23, para los 15 km de aventura nocturna.

La transición me lleva más que la anterior, 1:30. Dejo la bici, me quito el casco y bebo agua del bidón, pero trago más polvo y tierra de lo que pensaba, así que la escupo, joer con el p… polvo!

Recupero los gemelos un segundo y salgo corriendo. Ya solo quedan 2,5 Km.

Nada más salir me dan agua en un vasito. Se me cae la mitad y me atraganto con la otra mitad. A tomar por saco el agua!

Voy bien de fuerzas pero los gemelos están avisando… aún así consigo adelantar a unos cinco corredores durante un trayecto iluminado con conos y linternas colocadas encima. Menos mal!

Segundo tramo de carrera, 2,5 km, 4:46, 5:00 y 1:15 para el resto.

Al final, según la clasificación oficial es la siguiente:
1:35:33 de tiempo. Posición 260 de 330 corredores y puesto 195 de mi categoría.
Posición 133 en el primer tramo de carrera.
Posición 301 en la bici, casi ná!
Y posición 168 en el segundo tramo de carrera. Esto no lo he entendió muy bien…

La verdad es que me lo he pasado muy bien y la experiencia ha sido realmente gratificante.

El año que viene REPITO!!!

14 comentarios:

Gonzalo Quintana dijo...

Bien fenomenal, pero te fuiste apagando en la carrera, ¿no?.

Rafael Jiménez González dijo...

Si Gonzalo.

Los gemelos ya no me daban para más y no quería forzar para no romperlos.

Cachis la mar!!!

El crusti dijo...

Bonita aventura. Yo la hice el año pasado a plena luz del día. Fue a las 12 am y ni te cuento el calor, casi me da algo en el segundo segmento de carrera a pie.
Lo de tu puesto en la segunda carrera suele pasar. Los más expertos "se guardan" para la bici y este tramo y no van tan a tope al principio.
Un abrazo

Santi

Rafael Jiménez González dijo...

Gracias Crusti!

Lo de la segunda carrera no lo entiendo porque adelanté a unos cuantos y no me adelantó nadie...

No se...

Un saludo!!

Tania dijo...

A que engancha no?? me alegro que hayas terminado con la sensación de repetir!
Los ducross son duros muy duros y de noche ni quiero imaginármelo!
Felicidades!
bss
Tania

Guillermo dijo...

Buah!, tiene una pinta impresionante.
Eso sí, solo para valientes.
Enhorabuena Rafa!

Salu2-G

Risco dijo...

¿NOS HEMOS VUELTO LOCOS O QUÉ?
Que sepas que así no juego. Son épocas de trotar y eso.

Mildolores dijo...

Muy bien Rafa. He disfrutado mucho con la primera de las que me imagino que serán muchas crónicas como esta.
El primer cinco mil te pasó un poco de factura luego en la bici, aunque supongo que sería el agarrotamiento del propio miedo a "la oscuridad" lo que hizo que el gemelo te diese la tabarra. los parciales de carrera están muy bien y, sin duda, los de la bici se mejorarán. Eso sí, ¡por Dios! el próximo que sea a plena luz del dia, que se disfruta el triple.
Enhorabuena.
Y gracias por avisarme via mail ;)

Víctor N. dijo...

Gran experiencia Rafa y enhorabuena por el debút.

Es tan duro como dicen correr después de dejar la bici???

Ironmind dijo...

Enhorabuena Rafa !!! buenísima cronica ... me identifico totalmente contigo en la aventura ... pero lo de las luces es de otro nivel superior !!!

Jan dijo...

te vendo un frontal casi sin usar ;) buenos ritmos, pardiez

mayayo dijo...

jaja, tu mismo lo dices todo en la ultima línea Rafa: Si has disfrutado, pues para que queremos más. Toda una aventura esa bici de campo nocturna :-)

Celina dijo...

Menuda experiencia! muchas felicidades

Jaime N@v dijo...

Enhorabuena!!! Rafa, que experiencia más bonita, sin duda...